Resumen

Se da una ubicación preliminar de los paleo-esfuerzos en la Cuenca de Limón, a partir de datos de buzamiento de la Compañía Petrolera de Costa Rica, los cuales se comparan con los esfuerzos determinados a partir de las fracturas que se produjeron durante el terremoto.

Del análisis de los datos se llega a la conclusión de que los ejes de esfuerzo no han variado desde el Paleoceno hasta el Cuaternario, con una dirección generalizada N0°E-N40°E, teniendo en la región septentrional una tendencia más norte-sur, y en la parte sur y central más noreste (N20-40°E). Una tectónica compresiva, con la misma dirección, ocurrió en el Eoceno-Oligoceno.

La orientación de esfuerzos medido en las zonas de fallamiento co-sísmico muestra gran similitud con los paleo-esfuerzos, es decir una dirección nor-noreste; con excepción de la región de La Estrella, donde parece dominar la tensión noreste. Las zonas de fallamienlo, que fueron cartografiadas, definen segmentos en el movimiento del bloque superior, que se movió durante el terremoto. La correspondencia entre el rumbo del fallarniento co-sísmico y antiguas fallas de alto ángulo es una evidencia de que este fallamiento representa la reactivación de fallas pre-existentes.