Resumen

El relleno profundo, Cretácico Superior-Paleógeneo, del sistema de cuencas de la región del "Forearc" del Sur de Nicaragua y Norte de Costa Rica, es dividido en cinco sistemas deposicionales. Estos sistemas deposicionales reflejan el desarrollo de la sedimentación profunda (pelágica y turbidítica), consecuencia de la apertura y evolución del margen convergente de Mesoamérica. Este desarrollo se sentitiza de la siguiente forma: 1. Predominancia de sedimentación pelágica-hemipelágica, a lo largo del Cretácico hasta el Maastrichtiano Inferior. 2. Depositación local de sedimentos turbidíticos gruesos, asociados al relieve oceánico del Cretácico, particularmente importante en el Santoniano-Campaniano. 3. Implantación generalizada de sedimentación turbidítica a partir del Maastrichtiano. 4. Escisión del "Forearc" en dos cuencas alargadas y pararelas, a lo largo del Paleoceno, como producto de ascenso del arco externo no volcánico. 5. El patrón de sedimentación turbidítica cambia radicalmente a causa de este levantamiento. 6. La sedimentación profunda prevalece hasta el Eoceno Superior, y posiblemente hasta el Oligeoceno Inferior. A partir del análisis secuencial, la variación composicional del sedimento y las tendencias laterales de facies, se establecen cinco factores controlantes de la sedimentación profunda: a. cambios austáticos., b. levantamientos tectónicos, c. subsidencia, d. volcanismo y e. efecto de barreras efímeras.